Ircservices.com


Cómo rehababilitate un músculo cuádruple tirado

Cómo rehababilitate un músculo cuádruple tirado


Los cuádriceps y los músculos del cuadriceps femoral, son los cuatro músculos que forman la parte delantera de los muslos. Consisten en el cuadriceps el músculo recto femoris, que abarca los otros tres músculos que componen el cuádriceps; los medialis vastos, en el interior de los muslos; el intermedius de vastus, en la parte delantera del muslo; y el vasto laterus, en la parte exterior del muslo. No importa que quad lesionar los músculos, puede experimentar una cantidad extrema de dolor. Puede tomar semanas o incluso meses para recuperarse completamente de una lesión quad, pero completa rehabilitación es posible, especialmente después de una menor distensión o esguince.

Instrucciones



Se alternan cada 15 minutos una bolsa de hielo con un paquete del calor para reducir la inflamación. Si es posible, mantenga sus veces de la pierna recta y elevada en todos.



Use muletas si no puedes caminar en la pierna. Si usted es incapaz de ejercer presión sobre la pierna, envuélvala firmemente pero no demasiado firmemente en un vendaje ace. Si es posible, quite el vendaje ace durante todo el día y seguirá aplicando hielo y calor a los músculos doloridos.



Si usted está teniendo problemas para dormir, frote una loción calor como bálsamo de tigre en su músculo tirado y tomar una aspirina para aliviar el dolor.



No se apresure a pie sobre la pierna lesionada inmediatamente. Aun cuando disminuya el dolor en un músculo tirado, ejercicios suaves como estocadas hacia adelantados a limber para arriba de su músculo tirado. No intentar este ejercicio si sigues teniendo problemas para caminar. Pie con la pierna lesionada detrás de usted y presione el talón contra el piso como usted trae su otra pierna directamente delante de usted, lungeing adelante. Permanece en esta posición mientras usted siente un estiramiento cómodo, pero pare si siente dolor. Repita 10 veces.



Aumentar el estiramiento como sus músculos se vuelven más fuertes. De pie con tu piernas-anchura del hombro aparte. Doblar las rodillas y hacer una sentadilla superficial, asegurándose de que las rodillas no se estiran sobre los dedos del pie suavemente. Repita hasta que tus músculos sienten ágil.